Receta “Albóndigas de garbanzos y espinacas”

Gracias a mis alumnos de segundo nivel, este año podemos disfrutar de esta sección de recetas diseñadas y elaboradas por ellos mismos. Este mes la temática es Legumbres y es que son tan versátiles que nos permiten crear platos tan maravillosos y deliciosos como estas albóndigas de garbanzos y espinacas.

Ingredientes:

  • 1 Bote de garbanzos cocidos
  • 1 Puñado de espinacas
  • 1 Puerro
  • 1 Cebolla
  • 1 Pimiento verde
  • 2 C. s de semillas de lino trituradas

Elaboración:

Sofreímos la cebolla, el puerro y el pimiento verde. Después añadimos las espinacas y también las sofreímos.

Ponemos en un bol los garbanzos cocidos, el sofrito de verduras y las semillas de lino trituradas.

Salpimentamos al gusto y/o añadimos las especias que queramos.

Dejamos reposar la mezcla 15-30 minutos.

Damos forma a las las albóndigas.

Horneamos 20-30minutos a 180 (vigilando el color)

Espero que la receta de mi alumna de segundo nivel, Tiana Artigues, te guste y te inspire tanto como a mí. ¡Qué la salud te acompañe!

Virginia Quetglas
Diplomada en Naturopatía
Asociada COFENAT nº 11143
Las informaciones contenidas en esta web se publican únicamente con fines informativos y no pueden ser consideradas como recomendaciones médicas personalizadas. No debe seguirse ningún tratamiento basándose únicamente en el contenido del mismo, y se recomienda al lector que para cualquier asunto relacionado con su salud y bienestar, consulte con profesionales sanitarios debidamente acreditados ante las autoridades sanitarias. Ninguna de las informaciones ni de los productos mencionados en www.elrincondenana.es están destinados a diagnosticar, tratar o curar ninguna enfermedad. Solo deseamos asesorarte sobre cómo disfrutar de una vida saludable, a través de consejos, recetas, sugerencias, etc. Estos artículos están pensados para personas mayores de edad y sanas. Por favor, ¡se responsable!
Sobre las terapias naturales: Escuela de Cocina Sana CB advierte a todos los usuarios de la naturaleza no sanitaria de las terapias naturales y no convencionales; y el hecho de que los beneficios físicos y/o psíquicos que pueden derivarse de la utilización de las técnicas ofertadas no está garantizado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.